+56 9 5786 1443 / +56 9 9134 1928

Home » Blog » Las mujeres en tecnología podemos cambiar el mundo. Conozcamos a Marie Van Brittan Brown

Las mujeres en tecnología podemos cambiar el mundo. Conozcamos a Marie Van Brittan Brown

mujerSITSolucionesMi misión de este sábado era escribir un post referente al día de la mujer. Y relacionarlo con tecnología, porque claro, somos una pyme de tecnología. Mi primera intención era mencionar a Ada Lovelace, la mujer que escribió el primer algoritmo y desarrolló el primer lenguaje de programación. Si bien es un personaje tremendamente inspirador, y sobre todo para mi, que soy programadora al igual que ella, no me terminaba de convencer. No por sus características ni su legado, que son potentes, sino porque es un personaje, dentro de todo, conocido. Me imaginé que bastante gente, a propósito del día de la mujer, hablaría de ella. Y al final, nosotros seríamos “uno más”.

Bueno, como siempre en casos de desesperanza, san google fue mi camino. Ya todos sabemos que el 8 de marzo se conmemora el día de la mujer. Pero me gusta agregar que se trata de la mujer “luchadora”. Y hay muchos aspectos de esa lucha en los que podríamos fijar atención: la lucha por derechos laborales, por el derecho a voto, a beneficios maternales en el trabajo, a igualdad salarial, etc. Pero hay otras reivindicaciones que son un poco más silenciosas  y tienen que ver con ocupar espacios que históricamente nos han sido negados. En particular, me inquieta el tema de la tecnología, en eso trabajo y es lo que me apasiona. Uno pensaría que conforme pasan los años, hay más mujeres en tecnología, pero mi experiencia dictando clases a estudiantes de programación e informática indica que esto no es tan así. De cursos de 30 alumnos, a lo más hay 2 o 3 mujeres. Pero ni siquiera eso es lo peor, lo peor es escuchar a los mismos alumnos dando explicaciones de por qué hay tan pocas mujeres en informática “las mujeres no tienen pensamiento lógico”, “a las mujeres les cuestan más las matemáticas”, “las mujeres son buenas para hacer testing, pero no para programar”. Parece mentira, pero es cierto, lo dicen y lo creen. En fin, somos víctimas de patrones culturales equivocados que se transmiten por generaciones. Y creo que este dia 8 de marzo es el momento para hacer un alto y reflexionar en torno a este tema.

 

Esa es la inspiración que fui a buscar a Google. Y me encontré con tremenda sorpresa. ¿Conocen a Marie Van Brittan Brown? Esta bella mujer fue la creadora del Circuito Cerrado de Televisión (CCTV). Marie era una mujer afroamericana, casada y con 2 hijos. Era enfermera, por lo que sus horarios de trabajo eran dispares. Abrumada por la necesidad de proteger su hogar y su familia, dado que pasaba muchas horas sola en casa con sus niños pequeños, en un barrio relativamente peligroso (al cual la policía no iba con prontitud), se le ocurre inventar este sistema con cámaras en la entrada para poder ver quién tocaba a su puerta.  Si bien las primeras cámaras de vigilancia fueron creadas en los años 40, su uso era principalmente militar. A Marie se le ocurre darle un uso doméstico creando para ello una implementación integrada con micrófono y  no solo eso, sino también le agregó un control remoto para abrir la puerta en forma automática desde otra habitación.

 

Marie Van Brittan Brown patentó su invento en los años 60, y a partir de este, se fue desarrollando el sistema de CCTV doméstico como lo conocemos hoy.

 

Sin saberlo, Marie, también abrió un espacio para que muchas otras mujeres, años después, tuvieran un tremendo apoyo en su desarrollo y en su lucha por ocupar nuevos espacios. Y ¡claro! Cuando tenemos un sistema de vigilancia en casa, no solo nos protege de la delincuencia, sino que nos permite a nosotras las mujeres salir a trabajar mucho más tranquilas porque podemos estar monitoreando al personal de servicio, viendo a nuestros niños, abuelitos, personas enfermas ¡y hasta las mascotas!

 

Hay mucha tecnología “hecha para la mujer”, como los electrodomésticos. Pero hay otra tecnología que es un real apoyo en la lucha de las mujeres por conquistar espacios. Por eso en este mes de Marzo, quisimos homenajear a esta mujer Marie Van Brittan Brown y a través de ella a todas las que dan la pelea porque los patrones culturales arcaicos no les coarten su desarrollo.

 

¡Feliz día de la mujer!